¡Este calor no me deja dormir!

En: Salud y bienestar 15/07/2017 Comentario: 0

Un estudio acaba de descubrir que el cambio climático hará que pasemos más noches sin poder conciliar el sueño. Descansar profundamente es absolutamente necesario para conservar nuestra salud, de lo contrario puede aumentar la susceptibilidad, las enfermedades cardiovasculares, la diabetes y la obesidad. 

Las noches en las que las temperaturas son diferentes a las habituales descansamos peor. Precisamente, según advierte el estudio de Nick Obradovich y su equipo en la revista Science Advances,  “como las temperaturas anómalas cada vez son más numerosas, las noches con  sueño insuficiente también serán más frecuentes”. Este estudio también recuerda que el número de noches en las que tenemos un sueño insuficiente es mayor durante el verano y que están directamente relacionadas con el nivel socioeconómico y la edad.

Para saber cómo dormir mejor tenemos que revisar el espacio en el que descansamos y cuáles son nuestras costumbres: ¿El lugar en el que duermes es también en el que trabajas? ¿Hay muchos aparatos tecnológicos? ¿Es oscuro y tranquilo? ¿Cómo son tus cenas? ¿Cuál es la temperatura de tu habitación?

Descansar en un lugar completamente oscuro, sin brillos de aparatos tecnológicos (móvil o relojes despertadores), es esencial. La luz eléctrica puede interrumpir nuestro ciclo del sueño y sus ritmos. Si quieres dormir plácidamente, aleja tu teléfono, desconéctalo y déjalo fuera de tu alcance. Además, es recomendable que utilices un despertador con un tono suave y agradable que no te asuste al despertar. ¡En la habitación perfecta para el descanso nunca hay lugar para el estrés!

Otro consejo es intentar mantener el dormitorio aireado y fresco; ventilar el colchón y el ambiente por la mañana también es fundamental para dormir mejor por las noches. Y recuerda que los problemas nunca se consultan con la almohada. Si hay algo que te preocupa, es mejor que lo valores dos horas antes de ir a dormir. Puedes anotarlo y, la mañana siguiente, después de dormir y descansar bien, podrás seguir pensando en estas dudas y aclararlas mejor, con la mente despejada.

 ¿Has probado la medicina natural para dormir? 

La pasiflora o la valeriana tienen propiedades sedantes, tranquilizantes y relajantes musculares. La melanotina es una sustancia natural que determina el ciclo de sueño y vigilia. Esta molécula mejora las defensas de nuestro sistema inmunitario, ayuda a regular todas las funciones de nuestro organismo y también las del sueño en las noches más calurosas del verano.

Comentarios

Deje su comentario